El Dilema Nexus

Comparte este artículo en:

Hace poco más de una semana que Google develó la nueva línea Nexus. Gracias a los rumores y filtraciones fueron pocas las sorpresas, pero las hubo. Como se esperaba, el gigante de Mountain View develó dos teléfonos, uno fabricado por Huawei y otro por LG. El primero, llamado Nexus 6P (visto como el sucesor del Nexus 6), es el hermano mayor, el tope de gama; el segundo, llamado Nexus 5x, apunta a ser el sucesor del legendario Nexus 5, es decir, un teléfono que ensambla una excelente experiencia Android en un precio competitivo.

Para el equipo editorial de Android Venezuela, el lanzamiento del Nexus (y de una nueva versión de Android) es el claro indicador de que debemos empezar a trabajar en nuestras impresiones y a organizar nuestras listas de mejores equipos del 2015. Personalmente, con este lanzamiento doble, Google me ha dejado con un gran dilema: De tener el dinero a mano, ¿con cuál Nexus me quedaría? ¿El Nexus 5X o el Nexus 6p?

Ambos teléfonos son la más pura representación de una experiencia Android. Vienen de fábrica con la versión más reciente del sistema operativo: 6.0 Malvadisco. Por supuesto, serán los primeros equipos en recibir actualizaciones, como han sido todos los Nexus desde el principio. Ambos vienen con un sensor de huellas dactilares en la parte de atrás y una cámara de 12 megapixeles que, según Google, tienen pixeles más grandes que reciben más luz (¿recuerdan los “ultrapixeles” de HTC? Bueno, algo así). Hasta ahí llegan las semejanzas.

Las distancias comienzan con el tamaño de la pantalla: 5,2 pulgadas para el 5X y 5,7 para el 6P. Uno es un teléfono más convencional y el otro un tabléfono con todas las de la ley (aunque más manejable que su antecesor, el Nexus 6).

Otra son los internos: Snapdragon 810 (la versión que, según, no se recalienta) para el 6P y el Snapdragon 808 para el 5x. En lo que va de año no se ha visto una diferencia tan abismal entre uno y otro en el uso diario. Aún así, el Nexus 6p tiene 3GB de RAM, frente a los 2GB del 5x. También las opciones de almacenamiento cambian: 16 y 32 GB para el Nesux 5X (sí, aún existe una versión de 16), 32, 64 y 128 GB para el 6P.

Con esto Google pretende atacar dos frentes: El primero, aquellos que fueron atraídos por un Nexus 6 y sus especificaciones de alto nivel, (aunque mucho hayan quedado desencantados por sus enormes dimensiones) y aquellos que, como un servidor, esperaban a un digno sucesos del Nexus 5. Ahora que ambos están sobre la mesa, el dilema está servido.

El Nexus 5X parece ser ese digno sucesor del Nexus 5, sí, pero, ¿era el teléfono que esperábamos? Ciertamente, no lo sé.

Nexus2015

Hace par de años, cuando Google y LG lanzaron el buque insignia de Andorid puro, no lo hicieron sin sus sacrificios: Una cámara no muy diferente de la del Nexus 4, pero con estabilizador óptico de imagen (los nuevos no lo tienen) y una construcción en plástico entre otros. Pero los internos eran de alto nivel y, para entonces, 2 GB de RAM era el estándar de los topes de gama. Hoy, teléfonos como el Asus Zenphone 2, considerado de gama media, cuenta con el doble. Si bien Oneplus también hizo sus sacrificios para tener el precio que tiene su segundo terminal, el RAM se mantuvo en 3 y 4 GB. Google asegura que 2GB es más que suficiente para una experiencia Android satisfactoria… amanecerá y veremos.

Otra cosa, algo menor, que me incomoda del Nexus 5X es que, aunque el diseño evoque unos parlantes frontales estéreo, sólo uno funciona… mucho como el Moto X del año pasado. Sigue siendo superior a los parlantes en la parte de atrás de hace par de años, pero no deja de quedar corto.

Por último, ¿todavía ofrecen una versión de 16 GB? Hasta Samsung entendió que esto es insuficiente, sobre todo si no tienen una ranura para tarjetas MicroSD. He vivido con esa limitación con mi Nexus 4 al punto que no tengo música en él… y, créanme, que me hace falta de cuando en cuando.

Nexus2015-00

Por su parte, el Nexus 6P nos presenta a Huawei como fabricante de la línea. Es un fabricante que muchos tienden a subestimar, básicamente porque las líneas que llegan a estas latitudes son de gama media y baja. No se dejen engañar, los chinos se las traen. Una ventaja que tiene sobre su antecesor es el tamaño: Sigue siento un tebléfono, pero es mucho más manejable. Una pantalla 2K de 5,7 pulgadas (la del 5X es de 1080p, más que suficiente) parlantes frontales estéreo, construcción en metal y todo lo que se puede esperar de un tope de gama. Claro está, quie el nivel de precios es más cercanso al del Nexus 6 que al del 5: en torno a los 500$ y hacia arriba.

Aún así, muchos esperábamos, precisamente, algo como esto en un tamaño de, máximo, 5,5 pulgadas. Para muchos un tabléfono es demasiado grande para el día a día, pero los sacrificios hechos en el Nexus 5X, a mi parecer, son excesivos. Entonces, ¿cuál de los de los equipos sería el que, si pudieras, te llevarías a casa?

Este año no ha sido fácil para quienes buscamos una experiencia Andorid con una pantalla de tamaño manejable (entre 5 y 5,5 pulgadas), muchos buques insignia están ahora en el territorio de los tabléfonos, ¿será el momento para considerar una pantalla más grande en nuestro día a día?

¿Ustedes cómo lo ven?

La publicación El Dilema Nexus apareció primero en Android.net.ve.

Comparte este artículo en: